noviembre 22, 2020

Interesante Tips

Noticias e Información de Interés para ti

7 Alimentos que no son tan sanos como pensabas.

Las estrategias de marketing, campañas publicitarias e incluso ciertas creencias que, más por viejas costumbres que por evidencia científica, atribuyen a ciertos alimentos propiedades y beneficios que, aunque pueden ser ciertos, llegan a ser exagerados con el afán de promover su venta y consumo independientemente de si estos son saludables o no.

Por lo anterior te presentamos 5 alimentos que no son tan sanos como la mayoría de la gente piensa y cuyo consumo deberías reducir.

Una buena nutrición no es privarse de algunos alimentos, sino prestar atención a las porciones y la frecuencia con la que los consumimos.

1- Zumo (jugo) de frutas:

Las frutas poseen azúcar natural que en sí misma es una buena fuente de energía, así mismo su pulpa y cáscara son una excelente fuente de fibra. ¿Cuál es el problema con el jugo/zumo? Que es literalmente eso, azúcar, y posee muy poco de la fibra que puede encontrarse en la fruta entera. Peor todavía si se trata de un jugo artificial.

Si tienes antojo de jugo es preferible que comas fruta o que por lo menos que evites beberte un zumo todas las mañanas.

2- Granola y cereales de caja:

A menos que literalmente compres un costal de grano entero y lo prepares tú mismo bajo ciertos estándares, muy difícilmente encontrarás un cereal de caja que sea saludable. Los cereales comerciales, por más integrales que se vendan, cuentan con grandes cantidades de azúcar y conservadores que resultan importantes de revisar en su etiquetado antes de adquirirlos.

Por otro lado, tú puedes hacer tu propia granola con avena, miel, coco y frutos secos para conocer todos los ingredientes de tu producto, pero recuerda que todos estos son carbohidratos y grasas que debes de consumir solamente de vez en cuando.

3- Sushi:

Aunque el Rollo “maki” (pescado con arroz envuelto en alga) se considera un alimento que podemos consumir con cierta frecuencia, seamos honestos… La gran mayoría de nosotros preferimos las versiones más calóricas y adaptadas al paladar occidental de este platillo, es decir aquellas que incluyen varios tipos de queso, aderezos, tocino y que para rematar se encuentran fritos.

Si eres de los que prefieren una versión más sencilla y saludable del sushi, lo ideal es que lo compartas y no abuses de la salsa de soja que es muy rica en sodio.

4- Chips de verduras:

Son una mejor alternativa a las frituras industriales o patatas fritas que consumimos como botanas, sin embargo estas verduras también se encuentran fritas o deshidratadas, proceso que elimina muchas de las vitaminas y minerales que tienen las mismas verduras cuando están frescas.

5- Yogur:

El yogur puede ser muy sano y perfectamente encajar es una alimentación equilibrada, el problema radica en que casi todos los yogures que podemos encontrar en el supermercado cuentan más con azúcar, grasa y colorantes que con las proteínas que supuestamente aportan. 

De ser posible, trata de adquirir y consumir yogures caseros o en su caso la variante griega y sin azúcar.

6- Bebidas y refrescos light (bajos en calorías / sin azúcar):

El hecho de que una bebida no contenga azúcar no lo vuelve en automático un producto saludable. Los productos químicos (saborizantes y colorantes) que las bebidas envasadas contienen también significan un daño en nuestra salud más allá de subir de peso, especialmente en órganos como los riñones.

7- Ensaladas comerciales:

Comprar una ensalada para el almuerzo puede ser un arma de doble filo, ya que somos los clientes los que optamos por las opciones menos sanas para sazonarlas: aderezos, pastas, carne frita y otros son las opciones favoritas que al final convierten a la ensalada en un platillo bastante engañoso, pues entre capas de lechuga y vegetales hay ingredientes que hacen que nuestra ensalada tenga tantas calorías como una hamburguesa.

Recuerda que puedes comer lo que quieras ¡Pero con moderación!

Puede que te hayas perdido

2 minutos de lectura
2 minutos de lectura
3 minutos de lectura